Hoy en día podemos escuchar básicamente todo en la radio o en Internet. Es muy difícil que actualmente un gobierno, una institución o inclusive una religión prohiba escuchar una canción por su letra o por su manera de interpretarla.

Hace algunos años ya fuera por gobiernos conservadores que no toleraban que se incitara a la violencia o cualquier conducta anti política simplemente prohibían la música. Incluso, muchas canciones llegaron a estar prohibidas por hablar de sexo, drogas o insultar a la dictadura o al gobierno.

My Generation de The Who

Paper Planes de M.I.A.

Cocaína de Eric Clapton

Amor libre de Camilo Sesto

Another Brick In The Wall

Lucy In The Sky With Diamonds de The Beatles